03 junio 2005

2 bocas, 4 manos


Una mano se apoya en mi hombro, suave se desliza por mi cuello, para jugar con mi pelo.

Una boca se acerca a mis labios, recorre mi barbilla y se instala en mi pecho.

Otra mano sube por la rodilla, acaricia mi muslo y encuentra mi sexo.

Mis manos se agarran a tu pelo, lo masajean, lo estiran, mientras me llevas al paraiso de los amantes.

Mi boca se abre para dejar salir los suspiros que me invaden, que necesitan escapar de las convulsiones que azontan mi cuerpo.

Tus ojos me miran lascivos, observan lenta y largamente mi rendición, mi placer, mi ansiedad, mi necesidad de ti.

Mis ojos están cerrados, abandonados a la delicia de saber que pronto me harás tuya.

La lujuria sube y la predicción se cumple.


1 comentario:

Amly dijo...

Imaginarme que abres las piernas para que te toca una mano, el dedo prodigioso que te penetra..., que te saca esos liquidos y te revienta las ganas...!!
que divino imagen tengo ahora de ti...
Almy