20 noviembre 2007

El cliente



Llevé mis manos a la espalda acariciándome la cintura... suave, lentamente, cerní los dedos alrededor del cierre y lo abrí, mientras seguía moviendo mis caderas a breves centímetros de tu cara. Se te notaba, en la incomodidad que suscitaba mi cuerpo semidesnudo, que no eras cliente asiduo; ni de este ni de ningún lugar similar.

Me sujeté los pechos y dejé los tirantes se deslizaran por los hombros al ritmo de mi baile, sin dejar que los pezones asomaran por encima de mis antebrazos.

Cerré los ojos, como siempre, invadida por la música que inundaba el local e impedía cualquier contacto verbal entre bailarina y espectador. Aunque también porque me sentía débil ante miradas como la tuya, inocente y pura, una alma arrastrada al antro donde yo exhibía mi cuerpo, con la voluntad en el corazón de otra mujer, y sin embargo siempre acabáis cayendo en la red del deseo.

Cuando liberé mis pechos frente a ti pude verme reflejada en tus pupilas dilatadas, tus manos se cernieron sobre mi piel, y me miraste suplicante y lujurioso, rogando por un beso.

Una seña mía bastó para que un gorila de dos metros te sacara a empujones del local, perdida ya la voluntad que mantenía impoluta tu alma; captada la esencia del libertinaje. Otro cliente habitual.


Foto de Rafael Robas


Si os aburrís, echadle un vistazo a los resultados de las encuestas, como mínimo, son interesantes y de alguno incluso me atrevería a decir que es revelador...

7 comentarios:

Cabezota sin remedio, corazón enorme dijo...

Tus post son como tus encuestas, no dejan indiferente a nadie. Jejeje.

Sherezade dijo...

Cabezota sin remedio: A juzgar por el número de comentarios, parece que este texto ha pasado desapercibido...

Besitos desde el caos

elquesecepillaashere dijo...

a mi me ha gustado, el sexo explicito en los relatos no mola tanto..

panterablanca dijo...

Muy bien escrito, como siempre, pero que chica más cruel la protagonista. Aunque supongo que son gajes del oficio.
Aprovecho para decirte que me he mudado de jungla. Ahora vivo en ladurajungla.blogspot.com
Besos de pantera.

j dijo...

No te preocupes mucho, Shere, por los comentarios. Van y vienen dejándonos indiferentes las más de las veces. Simples saludos.
El blog es un compromiso con uno mismo para fijar detalles que se lleva el olvido o para mirar las cosas desde un punto de vista nuevo: el que da el papel en blanco. Si los que postean nos ayudan, bienvenidos, pero no son necesarios.
La primera vez que abrí este post te iba a haber comentado algo sobre la foto y el gesto. Hoy me he fijado que has "cernido" dos veces las manos. Yo no sé manejar bien ese verbo, pero esa manera de coger me suena a "cernícalo" y no sé si vale lo mismo para lo uno que para lo otro.
Besos cósmicos.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Sherezade dijo...

j; gracias por tu apoyo ;)

panterablanca: a mí, más que cruel, me parece cínica.

Nunca borro comentarios; pero esta vez he creído oportuno borrar un comentario anónimo en el que se hacía publicidad de chicos de compañía; no por el serivcio en sí, sino por el hecho de hacer publicidad en un comentario.

Besos a tod@s